Aumentan un 130% las solicitudes para acogerse a la Ley de la Segunda Oportunidad

Sin duda alguna, pequeñas, medianas y grandes empresas quieren utilizar este vehículo legal para hacer frente a sus deudas y empezar de cero.

La Ley de la Segunda Oportunidad nació como un mecanismo que reduce la carga financiera (anulando deudas) y otras medidas de orden social. Está dirigida a personas particulares o empresas autónomas que atraviesen una situación financiera crítica.

Requisitos para acogerse a la Ley de Segunda Oportunidad

La estimación inicial del pasivo no debe superar los 5 millones de euros.

Si el deudor es empresario tendrá que aportar un balance.

El deudor no puede haber sido condenado por delito contra el patrimonio, el orden socioeconómico, la Hacienda Pública, la Seguridad Social, los derechos de los trabajadores, o por falsedad documental en los 10 años anteriores.

No estar tramitando o haber obtenido un beneficio similar en los últimos 5 años.

Desde la reciente sentencia del Tribunal Supremo en el mes de julio 2019, contempla también una quita de hasta el 70 % de los créditos de derecho público, permitiendo el pago del 30 % restante en cuotas mensuales durante 5 años.

El Mediador Concursal designado por la autoridad competente, será quien presente a los acreedores una propuesta de pagos adaptada a la situación del deudor, demostrando así la buena fe del mismo en satisfacer sus deudas.

!CONTÁCTANOS AHORA!

937818091

Fuente: https://www.diariojuridico.com

blancoroureadvocats

blancoroureadvocats

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies